domingo, 13 de noviembre de 2016

El incendio del petrolero "Campuzano" y el barrio de Cantarranas

«Entre la estación del Grao y la desembocadura del Turia, había una zona que formaba una hondonada, prácticamente 4 metros por debajo de la zona circundante. En caso de inundación o fuertes lluvias toda la zona quedaba sumergida, pues casi era una zona de expansión del río. Era rara la época en la que no se mantuviera formada allí alguna charca en la que cantaban las ranas. De ahí su nombre. También se llamaba barrio de Caro.

En una parcela más cercana al río, había un espolón o espigón de cemento para mejor canalizar el río y evitar algo los desbordamientos. Esa zona era conocida como la calle Espolón del río, y adosado a él había una serie de viviendas.»

Historia de la Malvarrosa

Antonio Sanchis Pallarés



El barrio de Cantarranas

Pinterest

Espectacular incendio en el puerto de Valencia. Al trasvasar petróleo de un buque a una factoría se producen una serie de explosiones que ocasionan gran alarma. Afortunadamente no hubo desgracias personales.


El Siglo Futuro. 13 de julio de 1934

«Se hallaba en el puerto, junto al Club Náutico, el buque petrolero «CAMPUZANO», recién llegado con una importante cantidad de líquido destinado a la factoría que la Campsa tiene instalada en el Grao. La operación de trasiego del líquido se verificaba por medio de una larga tubería subterránea que va directamente desde el buque a depósitos de la factoría. Inopinadamente, y por causas que se desconocen, se inflamó la tubería a su paso bajo los talleres Gómez, produciendo una terrible explosión quo destrozó los tabiques. Surgieron unas llamas imponentes, que hacían imposible toda actuación inmediata, los obreros que trabajaban en el trasiego de petróleo, al contemplar el avance de las llamas, cerraron las espitas de los depósitos. El «CAMPUZANO» desenchufó rápidamente las mangas y puso proa mar adentro para evitar el incendio.



El petrolero "Campuzano"

http://vidamaritima.com/

Los vecinos de la barriada de Cantarranas, presos de horrible pánico, se veían cercados por explosiones sucesivas, producidas al propagarse rápidamente las llamas Fueron avisados los bomberos del Grao de Valencia, que acudieron inmediatamente.





ABC. 17 de julio de 1934

El paseo de Caro fue ocupado por un gentío inmenso, contenido por las fuerzas de Carabineros, Guardia civil, Seguridad y Asalto.


La Vanguardia. 15 de julio de 1934

Los obreros de la Campsa, con heroico desprecio de sus vidas, trabajaron para evitar una verdadera catástrofe. El líquido inflamado se corrió hacia los desagües, produciendo en ellos, continuas explosiones, que aumentaban el pánico del vecindario.


Las Provincias. 14 de julio de 1934


Las Provincias. 15 de julio de 1934




La Nación. 14 de julio de 1934

En el barrio de Cantarranas la emoción era enorme. Las chapas de hierro que cubren las alcantarillas eran proyectadas a gran distancia, el pavimento se agrietaba y en el interior de las viviendas causaban enormes desperfectos las explosiones, que también se produjeron en otros barrios marítimos.


El Heraldo de Madrid. 14 de julio de 1934


Luz. 14 de julio de 1934


La Libertad. 14 de julio de 1934


La Época. 14 de julio de 1934









La Vanguardia. 15 de julio de 1934


En la calle Mayor del Grao saltó, destrozada, una balanza, que allí había. Las gentes huían despavoridas en distintas direcciones. Los bomberos, con gran pericia y valor, lograron aislar el incendio, que a las doce de la noche quedaba completamente extinguido. Afortunadamente no hubo desgracias personales».

El Heraldo de Madrid. 14 de julio de 1934

No hay comentarios:

Publicar un comentario